Hace ya algunos meses, el príncipe Harry y su esposa Meghan Markle concedieron una entrevista a la conductora estadounidense Oprah Winfrey, en la cual declararon haber sido víctimas de racismo, presión y exclusión por parte de la familia real, motivos que los habrían hecho huir de Inglaterra y renunciar a la nobleza. 

Pero aunque Harry habría asegurado que se sentía feliz de tener un nuevo comienzo junto a su esposa en Estados Unidos, al parecer ya está empezando a cambiar de opinión. Y es que según el biógrafo real, Duncan Larcombe, el hijo menor de Diana de Gales está más confundido que nunca y sobre todo arrepentido de las acusaciones tan fuertes que hizo sobre su familia, pues el recibimiento que tuvo de parte de sus parientes en el funeral de su abuelo, el príncipe Felipe, fue frío y muy distante.

Larcombe reveló que, tras los funerales, Harry no estaba nada entusiasmado de volver a Los ángeles, donde ahora radica; pues se dio cuenta de todo lo que ha perdido: »Escuché que Harry se sentía insensible al regresar a Los Ángeles. No pensó que tendría que enfrentarse a su familia tan pronto, y cuando lo hizo, tenía emociones encontradas», dijo a un reconocido medio internacional. 

Incluso, destacó que la única que la está pasando bien en esta nueva etapa de su vida e Meghan, algo que podría traerles serios problemas en un futuro: »Le encanta su nueva vida y está emocionada de que ella y Harry se establezcan como una de las parejas de celebridades más importantes de Hollywood», agregó.

»Estos dos sentimientos: Meghan emocionada por su futuro y Harry nostálgico y con culpa moral… simplemente no creo que Harry pueda vivir como parte de estos dos mundos (la realeza y el mundo del espectáculo) Le espera un viaje muy difícil», sentenció.

Asimismo, señaló conocer muy bien al príncipe y lo describió como un joven impulsivo, por lo que está seguro que en la entrevista concedida a Winfrey habló desde el enojo, pero ahora que las coas se han calmado está comenzando a avergonzarse de sus palabras: »Ahora se enfrenta a las consecuencias. Creo que se arrepentirá de esa entrevista, y tal vez de su decisión de dejar la familia real», finalizó.