• La madre le trasmite durante la gestación y en la lactancia las defensas al bebé

Chiapas Hoy//MdR

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas; agosto del 2021.- Debido a que en este año han aumentado los casos de COVID-19 en mujeres embarazadas y con ello incrementado el riesgo de muertes maternas, la Secretaría de Salud del estado exhortó a todas las mujeres en edad fértil, que estén embarazadas a partir de la novena semana de gestación o puérperas, a que se vacunen contra este virus, ya que el biológico protege al binomio madre-hijo, pues la madre transmite inmunidad al bebé durante el embarazo y lactancia.

La dependencia estatal informó que las mujeres embarazadas pueden contraer la enfermedad de COVID-19 al igual que las demás personas, pero ellas corren más peligro de agravarse y aumentar exponencialmente el riesgo de muerte, ya que debido a sus cambios fisiológicos y anatómicos por la gestación se vuelve más vulnerable su sistema inmunológico.

Por ello, es fundamental que todas las mujeres en edad fértil, embarazadas a partir de su novena semana de gestación o puérperas se vacunen con cualquiera de las marcas de biológico que estén disponibles, ya que todas son seguras y ayudan a fortalecer su sistema inmunológico contra el virus SARS-CoV-2.

Resaltó que los riesgos aumentan en las mujeres embarazadas durante el tercer trimestre de gestación, ya que al tener su útero aumentado ocasiona que se restrinja mucho la capacidad pulmonar, por lo que si contrae el virus se le dificultará la capacidad de oxígeno.

Cabe destacar, que las vacunas no ocasionan la enfermedad, sino que ayudan a producir defensas que las madres le transmiten al bebé al nacer y al amamantar, por lo que al vacunarse están protegiendo a su bebé y a ellas mismas.

Te puede interesar: Impulsan Cobach e Indeporte conferencia virtual de «Odontología Aplicada al Deporte»

Ante ello, la Secretaría de Salud estatal recomienda para prevenir contagios por este virus en este sector poblacional, deberá seguir las medidas sanitarias como el lavado constante de manos con agua y jabón, la aplicación de gel antibacterial, el uso de cubreboca, también quedarse en casa el mayor tiempo posible y evitar salir a lugares conglomerados.

Además, cuando las mujeres embarazadas hayan convivido con algún paciente positivo o presenten síntomas de tos, gripa, dolor de cabeza, cuerpo y garganta, acudan de inmediato al médico para su tratamiento específico, recordando no automedicarse y monitorear su oxigenación, cuya saturación debe ser mayor a 95.

Debe subrayarse que el Gobierno del Estado, preocupado por este sector, habilitó desde el año pasado una Clínica de Atención Respiratoria Obstétrica en el Hospital General “Dr. Rafael Pascacio Gamboa” para atender a las mujeres embrazadas con COVID-19, donde cuenta con el personal especializado y equipo de alta calidad.